febrero 17, 2021

Innovación, tecnología, mucha deportividad y poder es lo que representan todos los carros de la McLaren. Todas estas características quedan totalmente reflejadas en el nuevo modelo del fabricante británico. Se trata del Artura, un modelo muy especial y con toques diferentes a todos sus hermanos: Es el primer plug-in hybrid de la marca y de paso se consolida como el más eficiente en la historia de la firma. Estrena una plataforma sobre la que se erigirá una familia de carros electrificados.

Este es el McLaren Artura:

Este especial superdeportivo llega estrenando un motor V6 twinturbo y un sofisticado sistema híbrido enchufable que pesa apenas 130 kilos

El Artura 2021 es un modelo de una importancia capital para McLaren, pues en muchos sentidos marca el inicio de una nueva era. Es el primero de una nueva familia de superdeportivos híbridos enchufables, que toma el relevo de las ya extintas Sport Series. La marca se refiere a él como un HPH, que significa ‘high-performance hybrid’ o ‘híbrido de alto rendimiento’. Es pronto para saber si ésa será la denominación de la nueva línea de vehículos o si es tan sólo un simple calificativo.

Este superdeportivo también es el primero que se vale de la MCLA o McLaren Carbon Lightweight Architecture, una nueva plataforma de fibra de carbono que el fabricante británico ha diseñado específicamente para coches electrificados. La veremos con mucha frecuencia en los próximos años, porque a partir de ella se desarrollará toda esta nueva familia de superdeportivos híbridos.

Su suspensión delantera es de doble triángulo, pero donde concentra la innovación es en el eje trasero, que recibe una suspensión completamente rediseñada. Conserva un triángulo en el extremo superior, pero el inferior lo transforma en un sistema multibrazo, separando así los puntos de anclaje para incrementar la rigidez.

Cuenta con un sistema conocido como Proactive Damping Control o control proactivo de la amortiguación, que modula la compresión de los amortiguadores hidráulicos en base a la lectura que unos sensores hacen del estado del asfalto que se encuentra delante del vehículo. Los datos se procesan en menos de 0,002 segundos.

Pirelli ha elaborado un marcaje específico de su P Zero Corsa y de su P Zero Winter para este modelo. Los neumáticos delanteros son 235/35Z R19 y los traseros son 295/35 R20. Tienen tecnología Pirelli Cyber Tyre, lo que significa que integran un chip que permite monitorizar la temperatura, presión y otros datos de los compuestos.

Las luces son full-led. Los faros delanteros tienen 21 grupos led cada uno. Cuatro proporcionan la luz de carretera, cinco la luz de cruce y los 12 restantes iluminan la carretera en función de la dirección del vehículo, proporcionando así un carácter activo a la iluminación.

Las dos salidas del tubo de escape ocupan una posición central y superior en la zaga del vehículo, y se sitúan como una continuación de la forma en V del motor térmico. Esto permite liberar la zona del difusor para maximizar el aprovechamiento del flujo de aire.

De serie, las llantas son de siete puntas. El conductor también puede decantarse por un diseño de cinco o de diez.

En el interior, el Artura presenta novedades interesantes, si bien es inmediatamente reconocible como un McLaren, la resolución es extremadamente minimalista.

El volante no tiene botón alguno, esto se debe a que los mandos relacionados con los modos de conducción y controles del tren motriz que se manejan por separado fueron movidos a un costado del clúster de instrumentos digital. Cabe señalar que volante y clúster se mueven de manera conjunta al momento de ajustar la posición de manejo.

Un display táctil en formato vertical, desde donde se controlan aspectos como navegación, teléfono, climatizador automático bizona, audio que por cierto de manera opcional se trata de un sistema firmado por Bowers & Wilkins con 12 bocinas, entre otros completa la interfaz de interacción con el vehículo.

  • Mecánica

El McLaren Artura 2021 combina un motor biturbo V6 de gasolina de 3.0 litros –tipo M630– con uno eléctrico situado en la transmisión del vehículo. Entrega 671 caballos de fuerza y un par máximo de 720 Nm. El motor térmico entrega 585 caballos, mientras que el eléctrico aporta otros 95.

Su nueva transmisión de doble embrague tiene ocho velocidades –una más que los modelos anteriores– para gestionar mejor la entrega de la potencia. No tiene marcha atrás, pues el motor eléctrico es el encargado de asumir esa función.

Su velocidad punta está limitada a 330 kilómetros/hora, aunque en modo eléctrico no puede pasar de 130. Sus datos de aceleración todavía no son oficiales, pero la marca aspira a un 0-100 en 3,0 segundos y un 0-200 en 8,3.

Estos valores lo sitúan prácticamente a la par con el McLaren 720S, que, con más potencia, acelera de 0 a 100 kilómetros/hora en 2,9 segundos y de 0 a 200 en 7,9.

Su batería tiene una capacidad de 7,4 kilovatios hora, que se traduce en una autonomía eléctrica próxima a los 30 kilómetros. En algún momento se sugirió que podían ser 32, pero el proceso de homologación todavía no ha terminado. No dispone de frenada regenerativa.

Tiene cuatro modos de conducción: e-mode –conducción completamente eléctrica–, comfort –intervienen ambos componentes de la unidad de potencia y se optimiza el ahorro de combustible–, Sport –el motor eléctrico da picos de par, hasta 220 Newton metro, cuando el térmico gira a bajas revoluciones– y Track –transmisión más rápida–.

La marca anuncia que sus emisiones serán de tan sólo 129 gramos de dióxido de carbono por kilómetro.

El Artura también es el primer McLaren con un diferencial electrónico, encargado de gestionar la entrega del par motor entre las dos ruedas traseras para mejorar la tracción y reducir el subviraje en una conducción deportiva.

Especialmente remarcable que el motor V6 pesa tan sólo 160 kilos, lo que supone un ahorro de 50 kilos respecto a los V8 de las Sport Series.

El propulsor eléctrico pesa 15,4 kilos, cuando el sistema del McLaren P1 pesaba 38 kilos. De hecho, la densidad de potencia por kilo del nuevo modelo supera en un 33% la del primer hypercar híbrido.

Los frenos del Artura son carbocerámicos con pistones de aluminio ligero. Los discos delanteros –seis pistones– miden 390 milímetros, mientras que los traseros –cuatro– son de 380 milímetros.

  • Precio

Para el Reino Unido su precio es de 185,500 libras. Iniciará ventas en el tercer trimestre de este año

  • Dimensiones y capacidades

•Largo: 4.539 mm

•Ancho: 1.913 mm

•Alto: 1.193 mm

•Distancia entre ejes: 2.640 mm

•Peso – 1.498 kilos (similar a super deportivos equivalentes que NO equipan tecnología híbrida)

  • Imágenes del McLaren Artura.